QUE IMPLICA SER MAESTRO DE REIKI?

Si has tomado algún nivel de Reiki y estas pensando en tomar la maestría en esta área explicaremos de qué se trata ser un Maestro de Reiki.


La palabra maestro en sí misma tiene una connotación que distorsiona un poco lo que nos compete a la hora de explicar qué es un Maestro de Reiki, ya que etimológicamente proviene de “mágister” que según raíz y sufijo hace referencia a la idea de “más” en “comparacion” con otros.


Llegado a tomar una maestría, el alumno ha pasado por un proceso de despertar espiritual, a partir de la iniciación en los primeros niveles de reiki, que han modificado su nivel de consciencia y nivel vibracional. Tomar la decisión de ser un maestro es tomar con responsabilidad y firmeza la decisión de expandirse en este camino, adquirir mayor experiencia y conocimientos.


Sin embargo esto implica inherentemente la aceptación de un proceso de aprendizaje que solo con esfuerzo y disciplina mejorará nuestros dones y habilidades a partir de la experiencia y el trabajo interno.

Emprender el viaje de la maestría implica aprender a conocerte, saber quién eres, aceptar tus fortalezas y debilidades; te iniciará en un proceso de desarrollo personal que debe ser asumido con la responsabilidad y el amor que le corresponde.


Convertirse en Maestro tampoco significa que el alumno tenga que dedicarse a la enseñanza de esta disciplina, pero sí aunque tome un curso y reciba un diploma deberá ser Maestro de sí mismo en un arduo trabajo espiritual para alcanzar efectivamente el grado de Maestría. 


Esto es, aceptar conscientemente el trabajo dedicado al servicio con elevados principios morales.





A partir de la sintonización en la maestría el canal energético del alumno se amplia considerablemente. Esto significa que canalizará mayor cantidad de energía y sentirá que sus trabajos energéticos adquirirán mayor fuerza. Las técnicas y conocimiento serán un valor añadido a la capacidad de canalizar ya adquirida en los primeros niveles y cualquier técnica, autotratamiento y tratamiento a los demás se verá potenciada considerablemente.  


A su vez contará con todas las herramientas que le permitan enseñar la disciplina e iniciar a otros en este camino.

Así necesariamente aumenta nuestra responsabilidad, puesto que aumenta nuestro poder en sanación y transmisión.


El Maestro de Reiki está necesariamente al servicio de un plan mayor, y la generosidad y el amor deberán ser ahora el motor del trabajo.


Ponerse al servicio de la luz requiere una actitud de honestidad, integridad, sencillez, amor, y compromiso con el trabajo personal, para seguir avanzando en este maravilloso camino de consciencia.


Por otro lado, desde Psiconectados afirmamos que como ocurre con los maestros en todas las áreas el iniciado en la Maestría de Reiki deberá tomar responsabilidad por el conocimiento mismo velando incanzablemnte por su desarrollo desde la investigación y la construcción.


Aquellos egresados que decidan dedicarse a la enseñanza de la disciplina deberan tener clara consciencia sobre su labor. Como el maestro en cualquier área que una vez se forma es invitado a reinventarse y reinventar desde la creación consciente de nuevos modos de aprender y enseñar, el maestro de Reiki, respetando los lineamientos aprendidos inherentes a la disciplina, unido ahora a una consciencia universal,  tiene el grado para desarrollarse más allá de la transmisión repetitiva de los conocimientos adquiridos.


Para terminar, el nivel de consciencia que nos permite desarrollar una Maestría a la altura de los aspectos mencionados, es a su vez alcanzado desde la propia energía Reiki y el trabajo con ella. 


Así Al final, hay que considerar que un Maestro de Reiki no es aquel que ha dominado el Reiki, sino uno que ha sido dominado por el Reiki. 


Master: Erika Gomez de Souza


#maestriaenreiki #maestrodereiki


300 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo